Buscar

Logo por ti…

Logo por ti…

Antonio González de Cosío


Imagen: Shutterstock

De la primera era de la "logomanía" -como nombramos a finales de los noventa a aquel furor desmedido por tapizarnos de logos de grandes firmas para ser cool- quedan algunos vestigios en mi clóset. Guccis, Fendis y Diors desde ahí lloran porque saben que su momento ha pasado y ahora están demodé.

Me acordé de ellos ahora que veo tantos logos en la ropa y los accesorios. Este invierno se declara inaugurada la nueva era de la logomanía: El imperio contraataca. Aunque firmas como Chanel o Louis Vuitton nunca dejaron de abanderar sus logos como conquistas fashion, hubo otras firmas cuyo logo se convirtió en lo contrario, como es el caso Gucci. Aunque el trabajo en el ready-to wear de Frida Giannini era impecable, la parte de los accesorios se quedó muy atrás y la gente que los usaba no era exactamente la más "cool". Curiosamente fue Alessandro Michele, quien había estado a cargo de los accesorios hasta entonces, quien ha devuelto la vida a la firma; que ahora vive uno de los mejores momentos de su historia.

Michele tomó la lona tradicional de Gucci y la rebordó, decoró, pintó, graffiteó y llenó de cristalitos para dar vida a los accesorios más deseados del momento. Su ready-to-wear es maravillosamente caótico, recargado y se ha convertido en un signo definitorio de las tendencias de este momento. Gucci se nota y evidencia: en estilo, logo y, por si fuera poco, algunas piezas ostentan el nombre de la marca con todas sus letras.

Y ahora, la logomanía, el "branding" y las firmas de los diseñadores estarán por todos lados. Dior ya nos está seduciendo con su J'Adior y más allá, ha decidido usar todas las variaciones del nombre del fundador de la marca: Dior o Christian Dior que aparecen en los bolsos, los accesorios y la ropa. Fendi está en llamas en este invierno y casi todos sus accesorios están firmados con el nombre de la marca. Chanel, para su colección de "Metiers d'Art" toma el nombre completo de su creadora: Gabrielle Chanel, que es el nombre de su nuevo bolso, de su nueva fragancia y ahora es el nombre que aparece en las camisetas, bolsas y accesorios de la colección de esta temporada.

Balenciaga, que desde hace un par de temporadas ha estampado su logo en bolsos y algunos accesorios, ahora ha jugado creativamente en sus camisetas: no estampan el logo, sino su nombre con variantes de estilo y tipos de letra, una tendencia urbana que está tomando la alta moda. Y por ahí seguiremos viendo a Kenzo, Comme des Garçons o a Louis Vuitton reafirmando lo que habían venido haciendo hasta ahora, variar su logo, transformarlo y jugar con él para ofrecer objetos imaginativos a sus seguidores, cada vez más sedientos de novedad.

¿Cómo nos ponemos estos logos? Yo diría que uno por silueta, para que se vea cool y moderno. No te tapices con una misma marca, o mucho menos combines logos gigantes de diferentes marcas en un mismo outfit (esto es de rapero de los 2000 o de Kardashian de ahora). A mí me parecen divertidísimos y creo que un logo se debe llevar con humor, no como un trofeo. No te lo pongas para que la gente vea que puedes pagarlos sino para reírte un poco de ti y de la moda, que una vez más nos convierte en sus víctimas. ¡A mi me encanta la idea...! Eso sí, cuidado con el logo que lleves porque hay algunos que si son de "quiero y no puedo". ¿Cuáles? A fashion victim never kiss and tell...

Artículos relacionados

Selección Buro 24/7

More