Buscar

Miley Cyrus: She's Coming

Miley Cyrus: She's Coming

Text: Editores Buro 24/7


El año 2019 quedará marcado para Miley Cyrus como el de su renacimiento y transformación: si a fines de 2018 su imagen quedó asociada a los incendios en California, ahora, además de haber hallado paz en el amor tras su matrimonio con el actor Liam Hemsworth -luego de una década de alejamientos y reconciliaciones-, la cantante estrena nuevo reportorio y también debuta como actriz.

La semana pasada presentó su nuevo trabajo, She is coming. Y esta se estrena como actriz de televisión, al protagonizar uno de los nuevos capítulos de Black Mirror, la exitosa serie de Netflix.

 

 

 

Su personaje es una estrella del pop que "retrata la excesiva explotación a los artistas y cómo las cifras eclipsan a la parte creativa", declaró la propia Cyrus al periódico británico The Guardian.

Con 26 años, la vida de la cantante supone toda una reinvención, en parte gracias a la ayuda del ex productor de Amy WinehouseMark Ronson, después de años de ascensos y descensos. Porque desde que fue una estrella infantil para el gigante Disney, la cantante se esforzó en dejar la piel de Hanna Montana, aunque ello haya supuesto derrapes artísticos que incluso le costaron su vida personal.

 

 

 

Atrás parece haber quedado su actuación con Robin Thicke en los MTV Video Awards, en 2013. Aquel año ambos interpretaron la canción Blurred Lines. Durante el show, Cyrus rozó su cuerpo contra Thicke, mientras bailaba sugerente y casi sin ropas. Por esa actuación, la artista fue criticada y se sugirió que podía tener desórdenes alimenticios. Thicke declaró a la prensa que él desconocía que Cyrus actuaría de ese modo frente al escenario. Desolada, la cantante solo pudo responder: "El actuó como si no supiese qué iba a pasar. ¡Pero si estabas en los ensayos! A poco de ese episodio, su relación con Hemsworth se malogró y se distanciaron.

Ahora, su búsqueda por desempolvarse el traje de niña Disney -y los desaciertos durante el camino- parecen haber quedado atrás. Cyrus está ocupada en la promoción de She's coming, que incluye merchandishing, con algo del sello provocador de la cantante.

Desde su sitio se venden preservativos con el nombre del disco. Cada unidad cuesta de 20 dólares: dentro del envoltorio hay una copia digital del nuevo disco.

 

 

Deja un comentario

More